lunes, abril 27, 2009

Carnaval

Miró hacia el cielo, y sobre ella cayeron millones de plumas de colores, no podía creer lo que sus ojos veían.
- "Debe ser un baile de pájaros pintados" - pensó la niña a sus escasos cinco años. Con una sonrisa se imagino cerca de las nubes viajando como una golondrina con todos aquellos animales emplumados hacia destinos mágicos.

- “Ojalá no haya visto a esos afeminados tironeándose las boas”- pensó la madre, que aceleró la marcha y se puso de mal humor por el retraso que llevaba y lo sofocada que sentía a esas alturas de la vida.

martes, abril 21, 2009

Horada la roca

De tiernos compases, en estado líquido nunca ha conquistado mi cuerpo tierra, contrario a esto y con gran entusiasmo, eso si ha sabido captar mi atención en su pomposo color blanco puro, cuando se aglutina y se va en viajes atmosférico…

Aunque no quiera, hace meses que estoy flotando al igual que un misterio, y así, inquieta, mis bruscos movimientos hicieron desprender miles de burbujas que me han permitido respirar en épocas de tormento; estoy mojada de tiempo, empapada de ganas, rodeada de todos…

Entre tantos transparentes motivos he logrado ignorar los esquemas, olvidarme de las aristas, de los polígonos, de las cosas rígidas…he aprendido a suavizarme con los movimientos dinámicos, he aprendido a vivir con lo que me toca, con lo que me quiere tocar, con lo bello, con lo que no he planeado, me estoy moldeando con lo que la vida tiene para mi…
¡Que celestial mirar desde acá! El horizonte no acaba, mis pies cansados pueden estar sin tocar el suelo, con mi cuerpo inerte puedo ser espera, barco, muelle, pez, en todo lo que no he sido nunca, en todo lo que me faltaba.

miércoles, abril 15, 2009

Un préstamo sin garantías


Él vive en su rutina de la muerte todos los días. No sabe que, en un tiempo que también desconozco, todos sus perfectos planes se vendrán abajo, colapsaran de la misma manera que su cuerpo sucumbirá inevitablemente contra el cemento. No entiende que no hay que esperar ni un tiempo perfecto ni situaciones mejores, tiene que vivir con lo que  la vida le regaló bondadosamente y con un largo periodo de espera: un amor único e irrepetible.

Él, que planeaba todas las cosas que le pasarían, le pasarán todas aquellas cosas que nunca planeó.